Carta pedagógica: Curiosidades en el desarrollo de los bebés

 
No hay una sensación en el mundo que supere la satisfacción de unos padres viendo crecer y desarrollarse adecuadamente a su bebé, lo cual es realmente fascinante por el ritmo tan acelerado que tienen durante sus primeros años. Desde el momento en que nacen, los bebés comienzan un proceso de aprendizaje y desarrollo de habilidades físicas, cognitivas y sociales, todas son cruciales para su crecimiento y bienestar.
A continuación, exploraremos algunas curiosidades sobre el desarrollo de los pequeñitos durante sus primeros dos años de edad.
0 a 6 meses
Durante esta etapa tu bebé experimenta una gran cantidad de cambios y logros en su desarrollo. Podemos destacar algunos datos como:
  • Al momento de nacer los bebés cuentan con una gran cantidad de neuronas, pero estas no están conectadas entre sí. A medida que crecen y experimentan el mundo que los rodea, sus neuronas comienzan a conectarse y a formar redes neuronales cruciales para su desarrollo cognitivo.
  • Nacen con un reflejo de prensión palmar, lo cual significa que cerrarán su mano automáticamente alrededor de cualquier objeto que se coloque en su palma. Este reflejo desaparece alrededor de los 3 o 4 meses de edad.
  • Los bebés tienen una predilección natural de buscar y preferir rostros humanos. A los 3 meses de edad, los bebés pueden reconocer el rostro de su madre y prefieren los rostros de personas conocidas o que les generen simpatía ante cualquier otro estímulo visual.
  • Entre sus 4 y 5 meses pueden empezar a rodarse desde una posición boca arriba a una postura boca abajo.
  • Alrededor de sus 6 meses pueden empezar a sentarse sin apoyo.
6 a 12 meses
En esta etapa los cambios en su desarrollo motor, cognitivo y social son bastante notorios. Algunas curiosidades sobre su desarrollo en esta edad incluyen:
  • Desarrollan un sentido del olfato bastante agudo, pueden reconocer el olor de su madre incluso después de permanecer separados durante varios días.
  • Alrededor de los 6 meses de edad los bebés comienzan a emitir más balbuceos y sonidos sin sentido que suenan como “ga-ga” o “da-da”. Este es un hito importante en su desarrollo del habla.
  • A los 7 u 8 meses los bebés comienzan a gatear como parte de sus actividades cotidianas.
  • Entre los 8 y 10 meses pueden comenzar a señalar con el dedo las cosas que llaman su atención y a decir hola con la mano.
  • A partir de los 12 meses es cuando la mayoría de pequeñitos comienzan a dar sus primeros pasos. Sin embargo, cada bebé tiene su ritmo de crecimiento, siendo que algunos pueden caminar antes o después de esta edad.
12 a 18 meses
Durante esta etapa los bebés se vuelven más independientes, desarrollando y refinando sus habilidades motoras y cognitivas. Algunos datos curiosos sobre su desarrollo en esta etapa incluyen:
  • Comienzan a prestar mayor atención a los objetos que les rodean, como peluches o juguetes, desarrollando sus primeras dinámicas de juego con una gran carga de elementos imaginativos.
  • Entre sus 12 y 18 meses desarrollan su capacidad de caminar, llegando a correr con mayor seguridad y trepar muebles o subir escaleras.
  • A partir de los 18 meses comienzan a refinar su capacidad de habla, comenzando por pronunciar palabras en lugar de balbucearlas.
18 a 24 meses
Esta edad se caracteriza porque los pequeñitos comienzan a desarrollar un sentido de identidad y a mostrar mayor conciencia de su entorno. Algunos datos a considerar en esta etapa pueden ser:
  • Muestran un mayor interés por convivir con otros bebés y pueden comenzar a participar en juegos o actividades grupales simples.
  • A los 20 meses pueden comenzar a identificar colores y formas básicas.
  • A sus 22 meses comienzan a expresarse con frases compuestas por dos o tres palabras de manera coherente.
  • A los 24 meses pueden identificar las partes de su cuerpo y comenzar a usar utensilios para comer.
A medida que los pequeñitos crecen comienzan a desarrollar su sentido de identidad y a mostrar sus preferencias por ciertos colores, juguetes y actividades. Conforme adquieren habilidades lingüísticas más avanzadas, también comienzan a comprender y seguir instrucciones más complejas. Incluso pueden desarrollar un interés por los libros, disfrutando de historias simples contadas por sus papis.
No cabe duda de que el desarrollo de los bebés es una etapa emocionante y llena de descubrimientos, tanto para ellos como para sus padres. Pueden fomentar el desarrollo y fortalecimiento de sus habilidades ofreciéndole experiencias nuevas, como visitas a museos o áreas naturales, así estimulan sus ganas de aprender y explorar con su amor y cariño como respaldo.
Regresar al Blog

Conócenos más, síguenos en Instagram

#SomosClubLibritos